logo English version
logo
logo
Dólar: Compra S/. 2.916

Venta S/. 2.918

Lima, Perú. Martes, 25 de noviembre de 2014

Año de la Promoción de la Industria Responsable y del Compromiso Climático

Problemas familiares afectan directamente la concentración en el estudio y el rendimiento escolar, sostienen

13:04.

Lima, ene. 30 (ANDINA).
Los problemas familiares, como la violencia conyugal o de padres a hijos, la falta de comunicación, entre otros, afectan directamente la concentración en el estudio y el rendimiento escolar, sostuvo hoy el especialista en educación, Jaime Kusnier.

El experto explicó que suele suceder que cuando los niños no prestan atención en clase o tienen dificultades para concentrarse al momento de estudiar, están pensando en la discusión o pelea que tuvieron sus padres y esa desagradable experiencia les provoca estrés y temor.

Kusnier agregó que el desarrollo intelectual y emocional de los hijos requiere de una estabilidad familiar, la cual contribuye a lograr el equilibrio mental. “De los padres depende crear un clima apropiado para el correcto crecimiento físico, psicológico e intelectual de sus hijos”, enfatizó.

Comentó que cuando ocurra una discusión en el hogar, los padres deben evitar proferir lisuras o insultos de grueso calibre, porque esas palabras quedan grabadas en la mente de los hijos, sobre todo si son pequeños.

Otro aspecto fundamental es la comunicación entre padres e hijos, en la que los primeros deben saber escuchar y mostrar interés en el desempeño de sus hijos, afirmó. 

“Muchos padres justifican la falta de atención a sus hijos con el cansancio que les produce su trabajo, pero olvidan que su primera obligación como padres es, precisamente, estar junto a sus hijos, acompañarlos en su desarrollo y velar por su seguridad”, manifestó.

Agregó que cuando los hijos sienten que sus padres no les prestan atención ni les dedican tiempo a escucharlos, buscan otras formas para compensar su soledad como los videojuegos y el Internet.

En ese sentido, aconsejó que los padres deben enseñar a sus hijos desde los primeros años de la escuela buenos hábitos de estudio, estableciendo horas apropiadas y pertinentes para realizar las tareas escolares y el repaso de lo aprendido en el aula.

Asimismo, deben procurar un correcto descanso y administrar el tiempo de la distracción, sobre todo en actividades positivas como el deporte, el arte y la adquisición de conocimientos de forma recreativa.

Estimular el razonamiento

Kusnier expresó que otro tema importante es tomar en cuenta que el aprendizaje debe ser consecuencia del razonamiento y no de la memorización de los conocimientos.

Afirmó que corresponde también a los padres enseñar a sus hijos que razonen antes de memorizar la información que reciben, que analicen y vean siempre con un espíritu constructivo el conocimiento.

Un interesante método para lograr el habito por el estudio es conocer la verdad mediante un estudio psicopedagógico. “No existen los vagos, lo importante es conocer la causa que provoca el desinterés  por el estudio y trabajar en revertir esa situación”, dijo.

(FIN) CBP/LZD


Publicado: 30/01/2009

convenios

convenios

convenios

convenios

convenios

convenios

Editora Perú