Homenaje Sr Milagros
logo English version
logo
logo
Dólar: Compra S/. 2.907

Venta S/. 2.910

Lima, Perú. Domingo, 26 de octubre de 2014

Año de la Promoción de la Industria Responsable y del Compromiso Climático

Albergues de Lima de la PNP acogieron a 2 mil menores abandonados durante el 2007

  • portada
    Foto: ANDINA/archivo

09:04.

Lima, ene. 13 (ANDINA).
La División de Familia de la Policía Nacional acogió durante el 2007 a dos mil menores en situación de abandono en sus albergues de la capital, brindándoles protección, alimentación y logrando incluso que algunos adolescentes bien orientados ingresen a la universidad, estudien en institutos superiores o accedan a un puesto de trabajo.

El jefe de esta dependencia policial, coronel Leopoldo Arce, indicó a la agencia de noticias Andina que del total de menores albergados, 90 fueron recién nacidos abandonados en plena calle por sus padres, dejándolos en total desamparo moral y material.

Estos menores fueron entregados por el Ministerio Público a la División de Familia de la PNP para su cuidado temporal, siendo la mayoría atendidos en el albergue de Salamanca, que durante el año pasado recibió a cerca de 1,600 menores de 18 años.

El albergue de Zarumilla acogió a menores entre 6 y 12 años; y el de San Juan atendió a niños de 8 a 17 años.

Los menores que acoge humanitariamente la PNP en ciertos casos han escapado de sus hogares al ser víctimas de maltrato físico y psicológico; han sufrido violencia sexual e incluso han sido víctimas del delito de trata de personas, señaló.

El coronel Arce destacó la sacrificada labor y entrega del personal a su cargo --90 por ciento son mujeres— en el cuidado de los menores, pese a que la División de Familia carece de un presupuesto y los efectivos deben combinar esta tarea con otras de apoyo a otras dependencias policiales.

Para resolver el problema presupuestal, Arce consideró importante que la División de Familia se convierta en una Dirección que dependa directamente de la Dirección General de la PNP y con ello pueda ser considerada como un pliego con recursos económicos establecido en el presupuesto general de la Policía, además de extenderse a todo el país.

Indicó que para su sostenimiento la División de Familia de la PNP cuenta con el apoyo del Instituto Nacional de Bienestar Familiar (Inabif), que mediante un convenio renovable cada año provee a esta dependencia policial de alimentación para los niños y adolescentes.

A ello se suma el generoso apoyo de la empresa privada y de la comunidad mediante donaciones, que reconoce de alguna forma la labor solidaria de la PNP con la niñez abandonada, remarcó Arce.

En el ámbito de la salud, los menores son inscritos en el Seguro Integral de Salud (SIS) y aquellos que requieren atención médica son llevados al Instituto de Salud del Niño, precisó.

El coronel Arce manifestó que tal vez la mayor recompensa que reciben los abnegados policías radica en que muchos de estos menores abandonados, en el caso de los adolescentes, aprovechan la oportunidad que se les brinda para estudiar y logran hacer una profesión o carrera técnica.

En ese sentido, recordó con beneplácito que hay algunos que ingresaron a la escuela de sub oficiales de la PNP, otros a la universidad (uno en segundo puesto a San Marcos, otro a la UNI y otro a la Universidad del Altiplano), así como a institutos superiores tecnológicos.

Otros estudian en un centro educativo ocupacional en el que aprenden oficios diversos que luego les servirá para trabajar y tener un medio de subsistencia.

“Los resultados son más que positivos, porque prácticamente ‘de la nada’ estamos logrando que estos chicos aprovechen las oportunidades de tener un mejor futuro en base a su esfuerzo”, subrayó.

El coronel Arce comentó que la División de Familia de la PNP fue creada el 2001, pero su labor humanitaria con menores se remonta a 1979, cuando estaba a cargo de la entonces Guardia Civil.

(FIN) LZD/RRC

 


Publicado: 13/01/2008

convenios

convenios

convenios

convenios

convenios

convenios

Editora Perú